Flora Nativa, Educación Ambiental e Investigación Escolar Made in Tagua Tagua

Subido por Fundación Añañuca | Hora: 13:30 | 8 septiembre, 2019 | Educación e Investigación

Hablar de Tagua Tagua es hablar de un Humedal, de muchas Taguas y Totoras, de una Laguna exuberante en cuanto a su Flora y su Fauna, cuya importancia es reconocida por su milenaria historia natural y antropológica. Actualmente seca, llama la atención que no se discuta ni se profundice sobre su ausencia en el presente. Es sabido de su desecamiento, conocido es el socavón de desagüe, pero ¿Tuvo algún efecto sobre la biodiversidad local el drenaje propiciado por el hombre? Les adelantamos algunas respuestas a esta pregunta, de la mano de las plantas, de la educación ambiental y ciencia escolar que Fundación AÑAÑUCA impulsa en la comuna de San Vicente, y cuyos frutos serán exhibidos en distintas instancias académicas durante este segundo semestre del año 2019.

                                                                                                                                          Por Gustavo Aliaga Droguett

Corría el año 2008 y dábamos los primeros pasos de lo que hoy se constituye como la Fundación AÑAÑUCA. En ese entonces, salíamos a tomar muestras de plantas silvestres para elaborar un “Herbario de Tagua Tagua” a través del estudio de ecosistemas cuya Flora fuese representativa de la comuna de San Vicente. Automáticamente y a raíz de la valiosa información reunida, pero sobre todo al comprender el alto valor del patrimonio natural de Tagua Tagua, decidimos volcarnos a la divulgación científica, al investigar para educar, a la sensibilización y concientización sobre la importancia de esa herencia natural como principal herramienta para ayudar a su conservación.

11 años han pasado y desde aquel entonces no hemos dejado de compartir lo aprendido, variando en la forma, transitando entre congresos, encuentros, talleres, carnavales, escuelas y campamentos, etc. , mayoritariamente con niños(as) y jóvenes de distintos establecimientos educacionales de la comuna y la región, obteniendo grandes logros gracias a la incesante labor educativa de carácter ambiental y patrimonial impulsada por Añañuca y respaldada por importantes instituciones patrocinadoras como la Municipalidad de San Vicente y la Corporación de Educación Municipal, o colaboradores que van desde comuneros y arrieros locales a empresas y familias dueñas de predios, de instituciones científicas y botánicos a propagadores y amantes de la flora, que voluntariamente han apoyado estas iniciativas.

En ese sentido, es preciso destacar el trabajo formativo realizado con el Colegio El Salvador, específicamente su Grupo Scout San Jorge, o con los talleres de Patrimonio del Liceo Ignacio Carrera Pinto y la Escuela de Pueblo de Indios, con quienes a través de los años hemos levantado importantes proyectos de investigación botánica e innumerables jornadas de exploración sobre distintos grupos de plantas nativas locales: Geófitas (2010-2013), Geum quellyon (2014-2015), Fabaceas (2016) y Nothofagaceas (2017), han sido algunas de las especies estudiadas y a partir de las cuales hemos podido constatar el frágil estado de conservación de la Flora taguataguensis y la urgencia de aplicar medidas para evitar nuevas e inminentes extinciones locales.

Es precisamente esta última razón, la que nos llevó a desarrollar un nuevo proyecto de investigación, cuyo objetivo es demostrar, desde el reino de las plantas, el desastre ecológico que significó el desecamiento antropogénico de la Laguna Tagua Tagua, conclusiones y resultados que ya comenzamos a vislumbrar a partir del estudio y análisis de los registros obtenidos por Carlos José Bertero en el año 1828, connotado médico y botánico italiano que visitó la laguna previo a su desecamiento y estudio en profundidad la flora silvestre de Chile central, recolectando numerosos especímenes que actualmente están depositados en el Museo Nacional de Historia Natural MNHN y en los más prestigiosos herbarios del mundo.

Para cumplir este objetivo, nos propusimos 3 grandes tareas a realizar junto a estudiantes del Colegio El Salvador y del Liceo Ignacio Carrera Pinto: la primera, determinar las especies vegetales que Bertero recolectó desde Tagua Tagua; la segunda, clasificar las especies identificadas de acuerdo a su taxonomía, origen y hábito de crecimiento; y la tercera, evaluar el estado de conservación actual de estas plantas.

Transcurridos los primeros 8 meses de investigación, en los cuales se realizó una exhaustiva búsqueda bibliográfica, se visitó y revisó la colección de Carlos Bertero depositada en el Herbario Nacional (SGO) como asimismo la búsqueda virtual en otros herbarios del mundo, a la fecha hemos detectado 59 especies vegetales estudiadas por el ilustre botánico italiano en la zona de Tagua Tagua, representadas en 36 familias y 52 géneros. De acuerdo a su origen, corresponden principalmente a plantas nativas (59,32%), endémicas (30,51%) y un porcentaje menor de especies introducidas (10,17%). Del total de plantas recopiladas, se detectaron 74 muestras de herbario correspondientes a 48 especies, las que fueron respaldadas en un archivo fotográfico digital, en donde sobresalen 27 especies que tienen alguna cualidad tipológica. En tanto, de las 11 plantas sin herbario, se logró identificar su nombre científico y algunas descripciones.

De esta forma, felizmente comenzamos a compartir los resultados de los primeros pasos de este trabajo que promete dejar al descubierto los negativos efectos del desagüe sobre la naturaleza de este afamado humedal, demostrar el desastre ecológico que por muy obvio que parezca, no estaba documentado. Con estos primeros datos viajamos a la Universidad de Talca, donde este 05 y 06 de Septiembre se llevó a cabo el VI Congreso Nacional de Flora Nativa, instancia académica que se realiza cada 2 años y en donde con un Poster estuvimos dando a conocer el enorme patrimonio botánico que significan las colecciones de Carlos Bertero y la extraordinaria biodiversidad de la Laguna Tagua Tagua previo a su desecamiento.

Próximamente, entre el 09 y 11 de octubre del presente año, José Tomas Arce Molina (3º medio) y Tomas Bustamante Farías (4º Medio), ambos alumnos del Colegio El Salvador de San Vicente, viajarán al Museo Nacional de Historia Natural para participar en la 49º Feria Científica Nacional Juvenil en donde, de la mano de las plantas, pretenden validar esta investigación entre sus pares y ante un jurado compuesto por destacados científicos. En paralelo, junto a estudiantes del Liceo Ignacio Carrera Pinto avanzamos en la tercera tarea que consiste en evaluar el estado de conservación actual de estas especies dentro de la cuenca de la antigua Laguna Tagua Tagua, resultados que esperamos presentar en el Congreso Regional del programa Explora Conicyt.

Te invitamos a seguir atentos a los siguientes pasos de esta iniciativa ecoeducativa y participar activamente en las diferentes instancias de capacitación y/o divulgación que realizaremos y que oportunamente informaremos. Mientras tanto, con la misma motivación seguiremos levantando información sobre la Naturaleza de esa laguna de nuestros sueños, datos que nos hagan reflexionar sobre el abultado patrimonio natural y cultural que Tagua Tagua posee, sobre esa extraordinaria biodiversidad que nos dio la vida, reconocida por su riqueza y abundancia de especies, pero que, tal como lo vamos demostrando, viene en franca retirada por el dañino actuar del ser humano.

¡A continuación, revisa las imágenes de este largo proceso!

1era Expedición del proyecto Herbario de Tagua Tagua. La Olla de Pueblo de Indios (sept. 2008).

 

Determinando las primeras especies estudiadas junto al Botánico Luis Faundez Yancas de la Universidad de Chile (2009).

 

Propagando el Amor por las Plantas. Expo Herbario de Tagua Tagua (2010). 

 

Rescatando”Geum quellyon” con niños de Pueblo de Indios (2014-2015).

 

Estudiando la Coleccion de Carlos Bertero en el Museo Nacional de Historia Natural (2019)

Comentarios